LAT o living apart together: qué es y cómo funciona

living apart together
Publicado por Francisco Hidalgo Díaz.
¿Qué es una relación LAT o Living Apart Together? ¿Cómo funcionan estas parejas? ¿Hay relaciones LAT en España? ¿Cuáles son sus ventajas y desventajas?
LAT o living apart together: qué es y cómo funciona

¿Qué es LAT o Living Apart Together?

LAT o “Living Apart Together” se refiere a parejas que, a pesar de tener la posibilidad de cohabitar, eligen vivir separadas, manteniendo hogares individuales. Esta elección desafía las estructuras tradicionales del amor y la convivencia, ofreciendo una alternativa a la vida compartida bajo el mismo techo. En lugar de seguir el modelo convencional de convivencia y la búsqueda de objetivos comunes como tener hijos, las parejas LAT optan por mantener su autonomía e independencia física, sin renunciar a un compromiso emocional profundo.

El concepto de «Living Apart Together» (LAT) representa un enfoque moderno, aunque históricamente arraigado, de las relaciones de pareja. Este modelo relacional, aunque no siempre tuvo un nombre específico (también se llamó “Living Alone Together”), ha existido durante años. Las familias LAT (Living Apart Together) se han dado históricamente  en el contexto de las Fuerzas Armadas. La movilidad laboral y geográfica es un desafío constante para las familias militares. Estas familias a menudo enfrentan decisiones difíciles sobre si acompañar al miembro militar en sus reubicaciones, lo que puede afectar la estabilidad laboral y emocional de la pareja y los hijos.

Para que una relación LAT sea exitosa y no genere resentimientos, es fundamental que la decisión de vivir separados sea mutua y nacida de la convicción compartida. Es esencial que ambos miembros de la pareja deseen mantener su independencia física y que no se trate de una decisión impuesta o unilateral. La comunicación abierta y sincera es clave en este proceso. A veces, es preciso contar con un especialista en terapia de parejas.

A pesar de vivir en hogares separados, las parejas LAT deben compartir una vida en común, incluyendo tiempo juntos, actividades compartidas y planes de futuro. No compartir el mismo hogar no significa falta de compromiso o de planes conjuntos. Es importante que ambos se sientan cómodos y bienvenidos en el hogar del otro, y que realicen actividades juntos, como comer, dormir o pasar tiempo juntos regularmente, sin que esto se convierta en una obligación.

Este modelo de relación, cada vez más popular en países como Estados Unidos y Europa, ofrece una alternativa a la convivencia diaria, evitando conflictos comunes relacionados con la vida cotidiana y las tareas domésticas. Sin embargo, también puede interpretarse como un reflejo del miedo al compromiso o la falta de madurez en las relaciones contemporáneas. A pesar de las críticas, el modelo LAT sigue ganando adeptos por sus beneficios en cuanto a la preservación de la individualidad y el espacio personal dentro de una relación comprometida.

Parejas LAT

parejas lat

Las parejas LAT (Living Apart Together) son aquellas que optan por no vivir bajo el mismo techo, aun teniendo la oportunidad de hacerlo, manteniendo así su autonomía e individualidad. Este modelo de relación es elegido tanto por jóvenes que buscan preservar su tiempo y espacio personal, como por adultos, a menudo divorciados o separados, que priorizan sus responsabilidades familiares o personales sobre la convivencia con su pareja.

En las relaciones LAT, cada individuo conserva su espacio y tiempo, lo cual puede verse comprometido en la convivencia tradicional. A pesar de vivir separados, estas parejas están comprometidas y deben trabajar en su relación, compartiendo tiempo y actividades, y visitándose mutuamente para mantener la conexión emocional.

Este modelo de relación se caracteriza por varios aspectos clave:

  • Decisión mutua y consciente. Ambas partes deben acordar vivir separados y no por necesidad o imposición.
  • Compromiso y fidelidad. Aunque viven en hogares separados, deben mantener un compromiso emocional y fidelidad uno al otro.
  • Comunicación y confianza. La confianza mutua y una comunicación abierta son esenciales para manejar los celos o la sensación de posesión que pueden surgir.
  • Objetivos y metas comunes. Es importante que la pareja tenga planes y objetivos compartidos, definiendo el futuro de la relación.
  • Independencia pero compromiso. Cada persona debe mantener su individualidad, pero sin olvidar el compromiso hacia la pareja.

En resumen, se puede estar casado y vivir separados de por decisión de la pareja, bajo unas circunstancias muy concretas.

Parejas LAT en España

parejas separados

En España, el modelo de pareja «Living Apart Together» (LAT) es particularmente común entre individuos que tienen hijos de relaciones anteriores. Este enfoque les permite manejar sus responsabilidades familiares y personales de manera más efectiva, en comparación con los países donde el modelo LAT es más popular entre los jóvenes que buscan mantener su independencia.

Mientras que en otros países el modelo LAT es elegido principalmente por jóvenes que desean preservar su independencia, en España es frecuente entre personas con responsabilidades familiares previas y quienes buscan equilibrar múltiples aspectos de su vida manteniendo una relación comprometida pero con una independencia espacial.

Las principales razones para adoptar el modelo LAT en España incluyen:

  • Formar nuevas parejas con hijos de relaciones anteriores.
  • Compatibilizar responsabilidades laborales y sociales con la vida de pareja.
  • Gestionar la distancia física entre los miembros de la pareja.
  • Respetar las metas y niveles de madurez definidos por cada uno.

El aumento del modelo LAT en España también se ha visto influenciado por factores socioeconómicos, como el retraso en la emancipación familiar, la prolongación de los estudios, y las dificultades para acceder al mercado laboral y a la vivienda. Aunque divorciados, viudos y solteros predominan en este modelo por la libertad individual que ofrece y la preferencia de una relación sin tantas ataduras, la tendencia está creciendo entre diferentes grupos demográficos.

Comparativamente, el fenómeno LAT es más prominente en países anglosajones. En Estados Unidos, más de 2 millones de matrimonios adoptan esta filosofía. En Inglaterra, aproximadamente 2,2 millones de parejas viven bajo este modelo, según investigaciones de The Economic and Social Research Council. En Francia, un estudio del Instituto de Estudios Demográficos reveló que el 10% de las parejas son LAT. En España, se estima que aproximadamente el 8% de las parejas mantienen una relación LAT, y en ocasiones tienen que recurrir a un especialista en terapia de parejas.

Ventajas del Living Apart Together

se puede estar casados y vivir separados

El modelo de pareja «Living Apart Together» (LAT) ofrece varias ventajas significativas, tanto en términos de la dinámica de la relación como en el manejo de aspectos prácticos de la vida. Estas ventajas incluyen:

  • Reducción de tensiones cotidianas. Al vivir separados, las parejas LAT evitan muchas de las tensiones y el desgaste que suelen surgir en la convivencia diaria.
  • Preservación de la magia en la relación. Mantener hogares separados puede ayudar a que la relación se sienta más especial y excitante durante más tiempo.
  • Calidad del tiempo compartido. El tiempo que las parejas LAT pasan juntas tiende a ser más significativo y menos afectado por las rutinas y tensiones diarias.
  • Independencia económica. Cada persona mantiene su autonomía financiera, lo que puede fortalecer la relación al reducir conflictos relacionados con el dinero.
  • Fortalecimiento de la confianza. Este modelo requiere y fomenta un alto nivel de confianza entre las parejas.
  • Autonomía personal. Al vivir separados, cada individuo tiene la oportunidad de seguir creciendo y desarrollándose como persona independiente.
  • Menor trauma en caso de ruptura. Si la relación termina, el proceso de separación puede ser menos doloroso, ya que no implica la división de un hogar común.

Desventajas del Living Apart Together

familias lat

El modelo de pareja «Living Apart Together» (LAT), aunque tiene sus ventajas, también presenta ciertas desventajas y desafíos que pueden afectar la dinámica de la relación. Estas desventajas incluyen:

  • Condiciones socioeconómicas. En muchos casos, factores como la precariedad laboral, horarios incompatibles, falta de conciliación y la necesidad de movilidad pueden forzar a las parejas a adoptar este modelo, más que ser una elección consciente. Especialmente entre los jóvenes, la insolvencia económica y la imposibilidad de emanciparse pueden hacer que el LAT sea la única opción viable.
  • Miedo al compromiso. Algunas personas pueden optar por el LAT debido a un retraso en la madurez emocional, lo que les dificulta asumir responsabilidades en una relación a largo plazo. Este miedo al compromiso puede llevar a elegir una relación LAT como una forma de mantener cierta distancia y evitar el pleno compromiso.
  • Enganche emocional con la familia de origen. Un fuerte vínculo con la familia de origen puede obstaculizar el desarrollo del rol en una pareja y la formación de una familia propia, llevando a optar por el LAT.
  • Falta de confianza para avanzar en el compromiso. La indecisión o la reticencia a comprometerse completamente con la pareja puede resultar en relaciones largas pero estancadas, que no avanzan hacia una convivencia o compromiso más profundo.
  • Hábito de la soledad. Las personas acostumbradas a vivir solas pueden encontrar difícil adaptarse a los sacrificios y concesiones que implica la convivencia en pareja, lo que puede hacer que prefieran el modelo LAT.

Estas desventajas pueden ser especialmente problemáticas si el LAT no es una elección mutua y consciente, sino más bien una respuesta a circunstancias externas o limitaciones personales. Es importante reconocer que, aunque el LAT puede ofrecer ciertas libertades y beneficios, también puede venir acompañado de desafíos que afectan el crecimiento y la profundidad emocional de la relación.

Picture of Francisco Hidalgo Díaz
Francisco Hidalgo Díaz

Psicólogo en Sevilla Este y Director del Centro Avannza

Necesito ayuda psicológica en Sevilla

Si quieres ponerte en contacto con nosotros, puedes hacerlo por teléfono en el 636.22.51.73 o mediante este formulario.

  • Responsable: Francisco Hidalgo Díaz.
  • Finalidad: responder a tu consulta y enviarte novedades sobre la formación, productos ofrecidos y contenidos de interés.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario  así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: En la Política de Privacidad de Avannza Psicólogos encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal por parte de Soy Avannza Psicólogos, incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad y otros temas.
Apúntate a nuestra newsletter

Si quieres estar al día del blog de Avannza, apúntate a nuestra newsletter.

Mejora tu vida y tu bienestar emocional con nuestra newsletter mensual

  • Responsable: Francisco Hidalgo Díaz.
  • Finalidad: responder a tu consulta y enviarte novedades sobre la formación, productos ofrecidos y contenidos de interés.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario  así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: En la Política de Privacidad de Avannza Psicólogos encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal por parte de Soy Avannza Psicólogos, incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad y otros temas.